jueves, 11 de mayo de 2017

Vinculan a Nicolás Maduro en el escándalo de Odebrecht

Una testigo del caso aseguró haber recibido dinero del actual mandatario venezolano en efectivo en varias oportunidades en la sede de la Cancillería en Caracas

Por Maibort Petit
@maibortpetit

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro y el actual encargado de negocios de la embajada de Venezuela en los Estados Unido, Maximilian Arveláez fueron mencionados en las investigaciones que realiza la justicia de Brasil sobre el esquema de sobornos de la  constructora Odebrecht. 

Siendo canciller, Maduro  recibía pagos de Odebrecht que pasaba a los asesores de imagen de la campaña de reelección del presidente Hugo Chávez en 2012, de acuerdo al testimonio dado a conocer hoy en Brasil.
Según una testigo, Mónica Moura, quien es la esposa del publicista João Santana, el entonces canciller Nicolás Maduro le entregó en su despacho de la cancillería en Caracas "cajas con unos US$11 millones de dólares como pago de los servicios" que prestaba la empresa del gurú de la publicidad brasileña a la campaña para la reelección a la presidencial de Chávez en 2012. 

La empresa publicitaria Polis Caribe logró un acuerdo con el fallecido Hugo Chávez para realizar su campaña electoral. Los costos de esos servicios fueron pagados con dinero en efectivo, supuestamente proveniente de los sobornos pagados por la constructora Odebrecht en Venezuela. Chávez habría instruido a su entonces canciller, Nicolás Maduro, para que se encargarse de los pagos a personas de absoluta confianza.

Según el documento, Odebrecht pagó siete millones de dólares a la empresa de Santana, Polis Caribe y dos millones a la firma de abogados Andrade Gutiérrez. Este depósito se hizo en en una cuenta en Suiza bajo el nombre de Shelbill.

João Santana y su mujer Mónica Moura fueron acusados de haber recibido pagos millonarios por parte de la petrolera estatal Petrobas y la constructora Odebrecht.  Ambos son testigos y están delatando a todos los involucrados en el caso.

Mónica confesó a los fiscales que como pago a un acuerdo de servicios, ella personalmente recibió de las manos del actual presidente de Venezuela, Nicolás Maduro -cuando era canciller- cajas llenas de dinero.

En el interrogatorio, donde revisaron una serie de anexos con sumarios frente a los fiscales investigadores, dijo que los pagos correspondían a servicios prestados en las campañas electorales por parte de la empresa de publicidad de su marido.

El entonces canciller Nicolás Maduro exigió a Monica Maura que recibiera todos los pagos del dinero de la campaña de reelección del presidente Hugo Chávez en el año 2012 "por fuera", a través de pagos realizados por los contratistas Odebrecht y el abogado Andrade Gutiérrez, dice un documento de la fiscalía.

Mónica Moura aseguró que parte del dinero no contabilizado fue pagado en efectivo, entregado en Caracas directamente a ella por el entonces canciller Maduro en la propia sede de la cancillería. Aseguró que Maduro "la recibía en su propio despacho, entregaba las pacas de dinero y le ofrecía unos escoltas para darle seguridad en el recorrido de la calle Cancillería a su lugar de destino".

Mónica dijo que recibió de Nicolás Maduro al menos US$11 millones de dólares en efectivo y que aún quedó  pendiente una deuda de US$15 millones de dólares que nunca  fue saldada.

De acuerdo al documento, Mónica Moura y José Dirceu participaron en las primeras reuniones políticas en Caracas, "atendiendo una petición del embajador de Venezuela en Brasil para colaborar con el equipo de estrategia política de la empresa de publicidad de Santana y el comando estratégico de campaña de Hugo Chávez en 2012".

Según la mujer, Santana y el exministro de Lula, Franklin Martins fueron contratados conjuntamente con su equipo para elaborar  en parte de la campaña de Internet para el Psuv y el candidato Chávez. 

Aseguró que durante los viajes iniciales se quedaban en hoteles pagados en Caracas por la empresa. Dijo que, además de Andrade Gutiérrez, en uno de los viajes estuvo presente uno de los hijos del dueño de la constructora Odebrecht.

El documento dice que la mujer advirtió que Nicolás Maduro era siempre "muy desconfiado. No quería entregar dinero en efectivo a más de una persona". 

"Una parte de la paga de los contratistas de Odebrecht y la de Andrade Gutiérrez también fue negociada por Nicolás Maduro, hombre de extrema confianza  de Hugo Chávez", dice el documento.

Mónica acordó los pagos directamente con los ejecutivos de Andrade. 

Dijo también que el entonces embajador de la Venezuela en Brasil, Maximiliano Arveláez fue el principal articulador y fiador de la campaña de Hugo Chávez en 2012. Él tenía excelente relación con los dirigentes de grandes empresas brasileñas en Venezuela, así como con el abogado Andrade Gutiérrez y Odebrecht. Asimismo, tenía relaciones cercanas con la cúpula del PT en Brasil.

El documento dice que la práctica de recibir sobornos por los políticos, no era exclusivo de las campañas realizadas en Brasil. 

Dice el documento que el embajador, Maximiliano Arveláez demostraba una relación de intimidad  con el abogado Andrade Gutiérrez. 

Los ejecutivos de Odebrecht y los de la publicidad tenían excelentes relaciones. Al menos  en tres vuelos viajaron juntos: Joao Santana, Mónica Moura, Franklin Martins y Jose Dirceu, en el tramo Sao Paulo -Caracas.

El documento dice que José Dirceu participó en las primeras reuniones políticas en Caracas, a petición del embajador  Arveláez y estableció los vínculos del equipo de estrategia política de POUS con el Comando Estratégico de Chávez.

Franklin Martins fue contratado junto con su equipo para elaborar la parte de la campaña de Internet por el gobierno venezolano.

Luis Claudio y el ejecutivo de la empresa Odebrecht Euzenando Azevedo también participaron en los encuentros.

El dinero era entregado a las firmas contratadas para la promoción de la campaña de Chávez, entre ellas la del esposo de Moura, el asesor de imagen Joao Santana, también delator en la investigación de Odebrecht.

Pruebas que fueron escrutadas por la justicia brasileña en este caso son las siguientes:
1) Extracto de la cuenta en Suiza bajo el nombre de SHELLBILL
2) Contrato de Marketing firmado entre las partes conteniendo el valor del pago oficial de la campaña
3) Registro de los pasajes de avión a "Angola"
4) Agenda personal de Joao Santana donde constan de las citas sostenidas usando los siguientes términos:
Diamante = término utilizado por Mónica Moura y Joao Santana como referencia a la campaña de"Angola" que era el nombre dado a la campaña de Chávez.

4 comentarios:

  1. Lula cuando lo conocí en Brasilia, en un encuentro de los niños de la calle,y los gamines de la rua,nos habló de la importancia de ser honrado y no como Color de Melo que es un corrupto, los educadores lo aplaudieron.

    ResponderEliminar
  2. El dinero que menciona pagado por Maduro, al ser en efectivo, se puede inferir que no proviene de comisiones de Obredecht, es de origen del narco trafico, que son los que tienen grandes cantidades de efectivo, que no pueden introducir por su origen, en el mercado financiero mundial, en la misma nota de prensa, se mencionan las comisiones pagadas mediante transferencias a bancos suizos, así es como las empresas pagan sus comisiones.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Importante este punto al aclararlo ya que es así y solo ese dinero pudo provenir del narcotráfico donde hoy día estamos bajo el régimen de un narcoestado filtrado por toda esta plaga que ha lavado y blanqueado capital a través de PDVSA. Todo ese efectivo se lo dio a MOnica Maduro en la cancillería para ese entonces y donde fueron inicialmente 11 millones de US$ luego estaba un segundo pago que no se concreto de 15 millones de US·

      Eliminar
  3. Como siempre, los seguidores del Polo de Sao Paulo creen que no se le pueden actos de corrupción. Peo todo el mundo sabe que Lula y su banda son unos corruptos que ya están siendo investigados por el ministerio Público y por tribunales de Brasil.

    ResponderEliminar